Entradas

Mostrando entradas de abril 15, 2018

Poema desesperado

Ay amor cuánto dueles en la memoria
y ningún archivo es más pesado que el tuyo.

Me ato a la almohada
porque solo cerrando los ojos puedo verte de nuevo,
besarte otra vez y tocarte mil años.

Sigo sin despertar,
sigo sin detenerme en otra casa,
porque mi casa todavía no abre la puerta para huir.
Es la casa encantada,
no tiene más pasado,
ni tiene más futuro,
se detuvo en el tiempo.

Entonces me pregunto ¿hay algo más largo que el silencio?

No szerelmem, ven solo ven.